Oficialmente ya está aquí el verano y es que esta estación tiene algo especial, será el clima, el tiempo libre o la playa, pero todo el mundo está un poco más feliz en verano.

Desde hace unos años, se hace mucho hincapié en el cuidado de la piel, pero los ojos también necesitan un cuidado especial en esta estación, ya que estamos expuesto a los radiaciones ultravioletas constantemente.

El complemento esencial son unas gafas de sol de buena calidad. Según la protección de filtro UV varían desde categoría 0 hasta 4, nosotros aconsejamos categoría UV 3 ya que absorben entre 92-97 % de la luz y son aptas para conducir.

También puedes optar por lentes polarizadas, estas tienen una especial función que es la de eliminar ciertos reflejos que pueden aparecer en el suelo o en la superficie del agua, son muy recomendadas para conductores.

Es necesario tener precaución si se utilizan lentillas, no es recomendable utilizarlas debajo del agua ya que al entrar en contacto con esta se puede infectar con hongos o bacterias y producirnos infecciones oculares; tampoco es recomendable utilizar lentillas mientras se toma el sol.

Hidratar los ojos también es más necesario en verano, ya que la exposición a ambientes secos, el calor y el aire acondicionado provoca sequedad ocular; para poder combatir este problema de sequedad se recomienda utilizar lágrimas artificiales sin conservantes.

Otro enemigo de nuestra salud ocular es el cloro. Debemos tener mucha precaución con el agua de las piscinas en verano ya que el contacto con el agua, y más si nos bañamos con lentillas, puede producir irritación e infecciones. Es muy recomendable el uso de gafas de natación.

¿Qué te han parecido nuestros consejos de precaución?

¡Desde Tecnovisión esperamos que disfrutes del verano!